Champagne de sauco fermentado

Ya están las flores de sauco floreciendo y llega el momento de preparar esta bebida espumosa fermentada y tenerla para las noches de verano.

Yo la conocí cuando era joven y en San Fermin la vendían en un puesto que la preparaban casera y siempre me quedé con ganas de prepararla hasta que al final conseguí la receta.

Es una de las bebidas fermentadas mas sencillas de hacer porque solo necesitas cuatro ingredientes y en pocos días ya la tienes preparada para beber. Además esta receta tiene incluida un paseo por el monte, que a todos nos viene genial con los días de sol que está haciendo.

También quiero contarte que puedes preparar con esta receta otras bebidas con otras flores. Te iré contando mas adelante para que puedas experimentar y así conseguir diferentes sabores.

El sauco es un arbusto que crece en muchas zonas y es muy sencillo de encontrar. Lo mas importante es que esperes a que las flores estén bien abierta para poder preparar la receta. Esto suele suceder en junio, pero depende de donde vivas será antes o mas tarde.

Esta receta es originaria de Bavaria y originalmente se llama Sekt, que significa vino espumoso en alemán.

Tienes que tener en cuenta que esta receta puede contener una pequeña cantidad de alcohol así que no es apta para lo mas pequeños de la casa.

Ingredientes:

-8 flores de sauco

-3,5L de agua

-200ml de sirope de arce o melaza de arroz. (se puede preparar con azúcar 180gr)

-1 cucharada de vinagre

-2 limones (opcional)

 

Elaboración:

Lo primero que necesitas para preparar esta receta es buscar flores de sauco que estén bien abiertas para que el sabor sea dulce. Una vez las tengas elimina los tallos y quédate con las flores. Límpialas bajo el grifo hasta eliminar todas las impurezas.

En un bote de cristal colocamos el agua y añadimos el sirope o la melaza. Lo disolvemos bien para que no quede ningún deposito en la parte de abajo. Añadimos el vinagre y si hemos decidido añadir limón, lo cortamos en cuartos y lo añadimos. Revolvemos.

Las flores de sauco ya las tenemos limpias, así que solo tenemos que añadirlas en nuestro bote con el resto de ingredientes. Se quedarán flotando en la parte de arriba. Tapamos el bote herméticamente y lo cubrimos con un trapo para que no le dé la luz solar directa. Lo dejamos durante dos días en un lugar fresco de la casa y sin corrientes. El tiempo puede varias por la temperatura así que si vives en un lugar donde hace mucho calor, puede que con un día sea suficiente y si vives en una zona fría, déjalo 3 días.

Una vez ha pasado este tiempo, lo filtramos para eliminar las flores y lo embotellamos. Lo cerramos herméticamente y lo dejamos fermentar 20 días mas para que se formen las burbujas y conseguir el resultado de un vino espumoso.

¡¡Estoy segura que te va a encantar!!

Así que me encataría que me contaras cual ha sido tu experiencia en los comentarios de abajo ☺

 

Leave a Reply


You must be logged in to post a comment.